Puentes de Aysén

 

Vamos al Encuentro

Vamos al encuentro 2

radio

mirada de fe

fespa

+Noticias

+Noticias (118)

DSC 0057 1Jóvenes de la Escuela Diferencial España, recibieron el sacramento de la confirmación en la capilla Cristo Obrero de la ciudad de Coyhaique.

Durante todo el año, estos jóvenes fueron preparados junto a sus familias por las catequistas Julia Triviño y María Marchant, quienes posteriormente acompañaron a los confirmandos junto a sus padrinos a recibir el cuerpo y la sangre del Cristo.

Esta hermosa ceremonia fue presidida por el padre obispo Luis Infanti el cual señaló durante su homilía que: “los sacramentos que hoy celebramos son una fiesta que Dios quiere hacer con nosotros para unirnos a él para siempre. Esta catequesis fue un tiempo para prepararlos y saber quién es Dios (…) La experiencia de Dios la vivimos en la medida en que nos amamos unos a otros y es aquí donde entra el papel de los padres, padrinos y educadores, para que día a día en los gestos más sencillos y más humildes ayudemos a entender que Dios nos ama a todos, sobre todo a personas tan sinceras, puras y bellas como estos niños”.

En este sentido, el padre obispo hizo referencia al evangelio (Mateo 22, 1-14) de esta gran fiesta eucarística explicando que Jesús no discriminó a nadie para el banquete de la celebración de su boda, todos fueron invitados a participar, pero hay un rechazo de los invitados privilegiados que serían los fariseos y aún así la invitación fue extensiva a todos los enviados que se encuentren en el camino, a los no creyentes, a los buenos y a los malos.DSC 0026 1

“Nosotros hemos aceptado esa invitación y estamos aquí para celebrarlo, no somos personas especiales ni extraordinarias, somos hijos e hijas de Dios, distintos unos de otros, con sensibilidades distintas, con percepciones distintas y con esto debemos tener un crecimiento en nuestra fe para sentir que Dios está en nosotros y que nos ama, especialmente a nuestros amigos que hoy día van a recibir estos sacramentos quienes necesitan con mayor razón, signos, palabras y gestos que los ayuden a entender esta realidad que nosotros creemos y celebramos, que es el amor de Dios en nosotros”, precisó.

Por su parte, la catequista María Marchant nos comentó su bonita experiencia en poder trabajar con estos jóvenes: “llevamos tres años en este caminar con los niños y jóvenes de la Escuela Diferencial España, está en nuestra tercera generación y realmente nos sentimos gratificantes. Nosotros siempre pensamos que ellos nunca van a poder aprender, que no van a poder escuchar pero al final de tanto repetir y tanto enseñarles, ellos aprendieron cual es el pan de Jesús, cuál es el pan que hace la mamá y quien los ama más”.

Marchant precisó que el material didáctico que utilizan para estas clases de catequesis son manuales audiovisuales, que contienen diferentes dibujos, cantos, cuentos y todo lo que significa el desempeño de la iglesia: “trabajamos con láminas según el tema que nos toque y en realidad todos ellos aprenden y reconocen lo que se les está enseñando” puntualizó.

 

DSC 0021Coyhaique, tierra bendita de la Patagonia arribó a sus 88 años este 12 de octubre. Como ya es tradicional, todos los años la ciudad se llena de festividades donde no puede faltar el Te Deum, acción de gracias a Dios. El padre obispo, Luis Infanti llamó a “renacer del agua y del espíritu”, motivado por el texto bíblico del encuentro de Nicodemo con Jesús.

“(…) Hay que renacer de nuevo, hay que ponerle una nueva dosis potente de amor, que no siempre está fecunda y abundante en nosotros. La oración no son solo palabras, la oración es pedir la presencia de Dios que nos de su Espíritu, que nos haga nacer de nuevo, como dice Jesús. Del agua, elemento vital de la madre tierra, que nos enseña cómo llevar una vida serena, de paz, una vida de comunión y no de agresividad, para pensar qué necesita el hermano, especialmente el más sufrido, el más abandonado.” enfatizó el padre obispo.

Asimismo, felicitó a todas las personas que a lo largo de la historia hicieron posible que esta ciudad capital de Aysén, sea hoy lo que es. Al mismo tiempo, destacó que el nacer nuevo de Coyhaique tiene que ser desde la madre tierra, sin violencia ni rivalidades para que el pueblo pueda vivir en comunión: “Coyhaique, en sus 88 años, ha crecido mucho en infraestructura, por eso felicitamos a quienes han hecho posible esto. Sin embargo, estamos todavía “al debe” en las cualidades del agua y del espíritu; la violencia y las rivalidades que aún hay entre personas, entre grupos, necesitan un nacer de nuevo, un nacer del alma, del espíritu, de la madre tierra que nos ayude a vivir con mayor comunión, sin agresividad frente a los demás, frente a la misma madre tierra y a Dios”.

El padre obispo invitó al pueblo de la Patagonia a crecer en sabiduría y en fortaleza en este tiempo pre-electoral, con el fin de tener una mejor convivencia entre hermanos: “que Dios nos de sabiduría, fortaleza y valentía especialmente en estos tiempos pre-electorales, sobre todo a quienes tenemos mayor responsabilidad y autoridad en la conducción de nuestro pueblo, para que así podamos tener un mayor grado de amor, de sabiduría y de valentía no sólo para agradar a Dios, sino también a nuestros hermanos”.

DSC 0007

 

Al ofertorio se entregaron varias ofrendas, que caracterizan a la ciudad de Coyhaique: alimentos, como signo de solidaridad con los más necesitados, la bandera municipal de Coyhaique y la bandera Mapuche signo de identidad y val

oración de nuestros pueblos y culturas, y medicamentos, signo de que tenemos que sanar heridas y enfermedades, no sólo físicas, sino también del alma. Llamó, el padre obispo, a que cada autoridad sea “medicina de Dios” para sanar el alma del pueblo.

Culminó el Te Deum, con la presencia de todas las autoridades regionales y locales, con el canto de “Madre de Aysén”, pieza musical de la “Misa de Aysén”, del artista y compositor regional Arturo Barros Medina y ejecutada, al igual que todos los cantos del Te Deum, por el coro municipal “Tierra Viva”.

Al finalizar el día aniversario de los 88 años de Coyhaique, en la solemne velada de gala, el Municipio honró a unos 10 ciudadanos destacados, entre ellos a Bernardino Ojeda y Carlos Balbontín, fundadores de FUNDA (Fundación para el Desarrollo de Aysén) creada por la iglesia en 1976, e integrantes de Cáritas Aysén, pastoral del adulto mayor y pastoral de migrantes. 

DSC 0019Coyhaique.- El pasado domingo 8 de octubre, la Iglesia de Aysén culminó la Semana Social 2017, en la comunidad Jesús Nazareno de Coyhaique, celebrando la I Jornada Mundial de los Pobres, con una hermosa eucarística organizada por la Pastoral Social del Vicariato Apostólico de Aysén, con el fin de compartir con las personas más vulnerables.

El Papa Francisco al finalizar el Año de la Misericordia en noviembre de 2016, exhortó a las comunidades cristianas a celebrar el próximo 19 de noviembre la I Jornada Mundial de los Pobres: “que esta nueva Jornada Mundial se convierta para nuestra conciencia creyente en un fuerte llamamiento, de modo que estemos cada vez más convencidos de que compartir con los pobres nos permite entender el Evangelio en su verdad más profunda. Los pobres no son un problema, sino un recurso al cual acudir para acoger y vivir la esencia del Evangelio.” anunció el pontífice.

La Iglesia de Aysén, adelantó este día ya que para la fecha fijada por el Santo Padre será en Chile un día electoral, situación que afectará la relevancia eclesial que merece tan significativa Jornada.

DSC 0041La santa misa fue presidida por el padre obispo, Luis Infati de la Mora, quien recalcó el tema del empobrecimiento durante su homilía: “esta semana que acaba de terminar, hemos querido celebrar en Aysén la Semana Social, con este subrayado del Papa Francisco: los empobrecidos y la madre tierra, el grito de ellos es un solo grito; un grito de clamor, un grito que dice >>¡Sálvame porque estoy herido!<<. La pobreza no es casualidad, es fruto de una acción humana (…). Es una situación que creamos hacia alguien, llámese persona, familia o sector social. Hay pueblos enteros muriéndose de hambre, que están martirizados y torturados por la violencia, el odio y la guerra. Ahí surge un grito: <<¡Señor sálvanos!>> y el Señor es sensible y es Dios, por lo que responde a través de nosotros, en la medida en que sabemos escuchar este grito”.

 “El hermano sufre por muchos motivos. En él deberíamos ver el rostro de Cristo, escuchar su grito y responder como Jesús lo haría; si vemos el Evangelio, Jesús nunca quedó indiferente frente al hermano necesitado”, expresó el padre obispo.

Asimismo, resaltó: “San Juan nos dice que el que odia a su hermano es un homicida, es decir, lo mata. El Papa Francisco nos dice que quitarle los bienes que el pobre necesita, quitarle el agua, el alimento, la justicia, el trabajo no es sólo un robo, es un homicidio. Por lo tanto, como iglesia, el Papa Francisco nos dice que: >>desde la fe, no se hagan los sordos ni los indiferentes, no miren por el otro lado. Acérquense, en nombre de Dios, para responder a estos gritos de hoy<<”.

A su vez, como el Papa lo hace en su mensaje, el padre obispo llamó a reconocer al pobre como un sacramento: “si tenemos la fe, para reconocer en la eucaristía el DSC 0045cuerpo de Cristo el cual recibimos, deberíamos tener exactamente la misma fe para tocar con nuestra mano el cuerpo de Cristo sufriente, en el hermano que sufre en el pobre”.

Durante la procesión de ofrendas se entregaron signos de lo que representa la madre tierra y los empobrecidos: un pan, una canasta de alimentos, un macetero con tierra y la carta pastoral del padre obispo Luis Infanti “Danos hoy el agua de cada día”.

La encargada de la Pastoral Social, Flor Quiroz, manifestó que esta I Jornada Mundial de los Pobres se realiza con el objetivo de “vivir todos los sacramentos, especialmente el sacramento de la hermana y del hermano más pobre con los cuales Dios nos convoca a vivirlo no sólo una vez al año, sino también el llamado es a vivirlo como una práctica de vida, todos los días como nos dice el Evangelio >>”tuve hambre me diste de comer, tuve sed me diste de beber”<< estas dos frases simbolizan un poco el hambre y la sed de tantos hermanos y hermanas que claman justicia, solidaridad, la justa distribución de los bienes y el amor que estamos llamados a saciar como cristianos y cristianas”.

DSC 0047Por último, la señora Iberia Sandoval manifestó sentirse identificada con el mensaje que transmitió el obispo al momento de su homilía: “los pobres tienen un rostro y en nuestra región son niñas, niños, mujeres, hombres y  adultos mayores y todas aquellas personas que son vulnerables. Nos llamó, al cuidado de la madre tierra como al cuidado de los más pobres”.

Concluida la misa, los agentes pastorales: Pastoral Social Cáritas, Pastoral Obrera, Pastoral de la Salud, Pastoral de los Migrantes, la Pastoral Penitenciaria, la Pastoral del Adulto Mayor y los equipos de Ayuda Fraterna, compartieron un fraterno almuerzo con los pobres presentes, oportunidad en que el padre obispo agradeció y felicitó su valiente y constante labor de solidaridad y misericordia.

logo

180x180 foto perfil facebook 01

eva

Intenciones del Papa Francisco

anima1


tdeum